Winona y mis deudas pendientes

28 junio, 2017 § Deja un comentario

…Cómo contarte.

IMG_20170628_020329

Tengo algunas deudas pendientes en la vida. Entre otras, con Winona. Le falta la segunda cuerda desde hace más de un año y vive conmigo, desde 2013, en una funda rota en mi casa de calle Toledo, en una esquina bajo un mapamundi que recolecta chinchetas y junto a un sofá siempre repleto con ropa por doblar.
Cuando la observo silenciosa, bella y fuerte, siempre me dan ganas de abrazarla y que disfrutemos del roce que nuestros cuerpos anhelan. A veces sonoros, otros estridentes, la mayoría desafinados y en ocasiones rotos.
Hemos salido al salón. Es impaciente y quiere gritarme, y Bea me ha descubierto la nota en la que Winona y yo nos encontramos acordes: Sí séptima, con la que le arranco probablemente el sonido más bonito del mundo. Sí. Yo que no sé tocar y que al segundo cambio de posición ya me duelen las yemas de los dedos. Le he sido infiel con esa rubia española que está curtida por Bea y las canciones de Nacho Vegas a sotto voce.
Hemos vuelto a la habitación y Winona seguía en mis brazos. Nos hemos vuelto a ilusionar juntas. Ella y yo. Luego ha llegado Sol, que con su dedo lo abarca todo, y se despereza con Do. Ahora a ver quién es capaz de cambiar a Mi menor. Cinco notas, con las que podría tocar Flaca de Calamaro, canción que Bea, mi ejemplo en esto de acariciar a esta Rochester rubia, me asegura que es fácil.
Tan fácil como consumir ese amor que nos profesamos Winona y yo. Tan difícil como hacerla sonar. Y permitir que esa niña imaginaria, con una vela y una guitarra en las manos, pare de llorar bajo la lluvia frente a la puerta del conservatorio. Tan fácil como dejar que la música fluya y que venga a nosotros como la calma al amanecer.
“De esta no pasa, Winona. Ya sabes que soy de las que creen que las deudas pendientes hay que saldarlas”

R

14 febrero, 2017 § Deja un comentario

… Cómo contarte

Devoré el dulce de leche

Como se escapa tu sombra alargada por el pasillo

“¿Cuál es mi toalla? ¿La de flores?”

“¡Vivan ustedes los de Graná que sois los mejores!”

Tonos de llamadas perdidas se pierden en el camino

Devoré el dulce de leche

Porque hace tiempo que olvidé cómo parar

 

Besos esdrújulos

15 septiembre, 2016 § Deja un comentario

… Cómo contarte

Está de rabiosa actualidad. Es de 2012, pero este texto retumba en mi cabeza:

“¿Qué moral aplicamos a esto? ¿La tuya o la mía? Lo digo porque si vamos a follar, que follamos y bien, o si vamos a hacer el amor, como te gusta decir a ti, lo que no tiene sentido es que me vengas luego con cuentos. Que me quieres pero no puede ser, que no quieres traicionar a nadie, que… ¿Que qué? ¿Te he pedido yo algo? No, ¿verdad? Pues no me sueltes tu culpa“.

“Diles a las casadas y a los casados, a los emparejados en general, que no se monten pelis de amores imposibles, mala suerte y bad timingDiles que el divorcio es legal y el sexo también. Diles que el amor es libre o no es. Diles que la renuncia y la omisión son formas de elección…”.

“…Diles que es su puto problema si se quieren acostar con alguien más y son correspondidos en el deseo. Diles, por favor, que si es que sí, que lo disfruten, y si es que no, y es que no por culpa, están haciendo el gilipollas, porque la traición ya la tienen instalada en el discurso…”.

“…Diles que se lo hagan mirar, que no se puede desear sólo lo que no se tiene. Díselo tú porque se lo tiene que decir alguien. Que entre la gente que no sabe estar sola y la gente que no sabe estarse quieta, los solteros nos vamos rompiendo el corazón y el sexo en cada esquina. Y, hombre, nos gusta, nos gusta querer y nos gusta follar, pero tampoco es eso, que ni somos masocas ni nos aburrimos tanto…

En ‘¿En tu moral o en la mía?’ La novia de papá

 

1 de septiembre

1 septiembre, 2016 § Deja un comentario

…Cómo contarte

Dos carnés de socio se pudren en el Interclub de la Latina.

No iremos a recogerlos,

como tampoco volveré a sentirte.

Hay mucha soledad en estos vagones de metro.

Un señor clama al cielo por el fallo de su selección de fútbol.

No paran de salir emoticonos de su pantalla en la señal en directo que sigue.

Saca una cerveza de su bolso y sorbe.

En los auriculares suena ‘Creep’ de Radiohead. Le sigue Fangoria: ‘Más es más’.

Y me llega un correo de Interclub de que vuelven a abrir.

Y allí se esconden nuestros carnés y mis ganas.

“Madrid es un hervidero, y lo vamos a demostrar”

Manual para una buena convivencia

21 marzo, 2016 § Deja un comentario

… Cómo contarte.

Punto número uno: Bailar

La noche en ti queda

14 enero, 2016 § Deja un comentario

…Cómo contarte.

Y si la cama es ancha
es porque eso es el pavor
que no
que el sueño no es que el cielo te cae en la cabeza
la noche en ti queda
o el horizonte
rojo sangre,
verde botella.
Que qué será de ti
mi melindrosa,
que sí,
que el tiempo aunque tiempo no acumula
no seas zángana
ni pérfida
aprende a cerrar los ojos adentro de los párpados.
Que hagas caso
mi mimada
que en mejor duérmete mi niña se ahogan todas las infamias.
Que no,
que la cama no es sólo para el sueño,
que la noche no es Dios con los párpados cerrados.

Andrea Cote vía Carracuca

La mejor de las tareas

14 enero, 2016 § Deja un comentario

… Cómo contarte.

No hay lugares en esta ciudad a los que ir a llorarte.

Ni sepulturas en las que dejar flores.

Hay varias llamadas por Skype a más de 13.000 kms.

No hay pensiones con camas deshechas.

Hay kilométricas conversaciones de Whatsapp archivadas 

Ni inviernos que pidan abrazos.

Hay un camino que no recorreremos juntos. 

Por eso he decidido que me ocuparé del mar, la mejor de las tareas…